El Ayuntamiento de Zaragoza sale del Plan de Ajuste cinco años antes de lo previsto

La decisión ha salido adelante con el apoyo de ZeC, PSOE, CHA y C's y la abstención del PP.

La Comisión de Economía ha acordado destinar el remanente de tesorería de 2016 a cancelar dos prestamos firmados en 2012, lo que permite al Ayuntamiento salir del Plan de Ajuste y ahorrar 521.000 euros en intereses.

El Ayuntamiento saldrá del Plan de Ajuste en el que se haya inmerso desde 2012. Ello será posible después de que la Comisión de Economía haya aprobado la propuesta del consejero Fernando Rivarés de cancelar dos préstamos firmados con Ibercaja en 2012 para el pago de proveedores. La decisión permitirá ahorrar 521.000 euros en intereses.

La comisión, con los votos a favor de ZeC, PSOE, CHA y C’s y la abstención del PP, ha acordado destinar a la cancelación de estos créditos 11.354.435 de euros procedentes del remanente de tesorería que quedó al liquidar el presupuesto de 2016. Para ello será necesario aprobar una modificación del presupuesto en el próximo Pleno.

La decisión se ha basado en el informe elaborado por la Oficina de Finanzas Municipal, que pone de manifiesto que Zaragoza sólo podía salir del Plan de Ajuste cancelando estos dos préstamos del Fondo de Proveedores. En cuanto a la cancelación o amortización anticipada de otros préstamos estructurados, el informe advierte de que el Ayuntamiento estaría obligado a indemnizar a las entidades con hasta tres millones de euros. En este sentido, el informe de la Intervención municipal advierte de que en ningún caso puede destinarse parte del remanente de tesorería a abonar estas indemnizaciones porque no lo permite la ley.

La cancelación de los dos préstamos con Ibercaja para el pago a proveedores constituyen por tanto la opción más ventajosa para el Ayuntamiento porque se trata de una operación con efectos inmediatos.

La salida del plan es de gran importancia porque mejorará la credibilidad financiera de Zaragoza. Rebajar la deuda contraída con los bancos y no estar sometido a las medidas de contención del Gobierno central, permitirán al Ayuntamiento situarse en mejor posición ante las entidades financieras y renegociar en mejores condiciones otros créditos, obteniendo tipos de intereses más bajos.

A ello se une que el Ayuntamiento de Zaragoza ha logrado reducir la deuda en más de 100 millones de euros en los dos años de gobierno, a pesar de haber asumido el pago de sentencias judiciales por valor de 95 millones; sentencias que se remontan a varias corporaciones anteriores. Con la buena gestión económica del 2016 la ratio de deuda ha bajado hasta el 106%, frente al 123% en que se situaba al inicio de la legislatura.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*