Tiempo Libre: Una forma de ocio diferente y formativa

Artículo de Celia Duce Sarasa

Celia Duce Sarasa
Celia Duce Sarasa, Estudiante de Periodismo.

¿Cómo describir la vida cotidiana de la juventud? Entre semana, cumplir con tus obligaciones: ir a clase, realizar diferentes actividades extraescolares, trabajar, estudiar… Y llega el fin de semana y la gran mayoría de los jóvenes se centra en salir de fiesta. Muchos viven por y para ello. Por supuesto, yo soy joven y vivo inmersa en ese ámbito, algo casi inevitable, he de confesar.  Aún así, me pregunto: ¿por qué no romper de vez en cuando con esa rutina, y realizar otras actividades más provechosas y útiles para nuestro futuro?

Así pues, hace unos meses, tecleé en Google: actividades para jóvenes. Aparecieron diferentes páginas como la del Ayuntamiento o la del Cipaj. Pinché en ellas, y hubo una en especial que captó rápidamente mi atención: curso de monitor de tiempo libre. Se trataba de un curso intensivo en Semana Santa, una fecha adecuada para realizar algo distinto y aprovechar el descanso escolar. Me apunté, y aquí estoy, entusiasmada después de los primeros días del cursillo. ¿Los motivos? Muy sencillo.

El curso de monitor de tiempo libre te enseña principalmente a cómo tratar y educar a los niños/adolescentes fuera de su entorno escolar. Pero, para ello, debes formarte anteriormente. Los profesores del curso te muestran valores muy importantes, que a su vez, tendrás que inculcar a los niños: igualdad, respeto, cooperación, compañerismo, educación, cohesión, etc. También te tienes que poner en la piel de los más pequeños, por lo que realizamos bailes, juegos y canciones. Es algo divertido y positivo; nunca viene nada mal eso de rememorar nuestra infancia, salir de toda esa “burbuja” de presión social que nos obliga a cumplir con la formalidad, a no hacer lo que uno quiere y a preocuparse demasiado por lo que piensen o digan los demás.

Cuando finalizas el cursillo, cuentas con dos años para realizar prácticas en diferentes sitios como comedores, centros de tiempo libre, colonias, casas de juventud, ludotecas, campamentos, etc. El tiempo libre y la discapacidad también es algo que te enseñan los profesores, puesto que del mismo modo puedes optar por las prácticas en un centro de personas con discapacidad. Una opción muy lucrativa en un ambiente diferente.

En lo que llevo del cursillo, lo que más me ha sorprendido han sido algunas anécdotas que nos han contado los propios profesores. Hubo una que me llamó la atención y me hizo reflexionar sobre la estupidez e intolerancia del ser humano. Se trataba de dos madres que querían llevar a sus hijas de campamentos, pero decidieron hablar antes con el monitor porque vieron que en las listas había apuntados niños de otras razas. Ellas alegaron que por qué tenían que ir esos niños al campamento si estaban en España, que igual les pegaban algo a sus hijas. Obviamente, el monitor les explicó que tenían todo el derecho del mundo, independientemente de la cultura o la raza. Finalmente, las “respetuosas” madres no apuntaron a sus hijas al campamento, lo que se convirtió en un alivio para los monitores; no por las pobres chicas, sino por sus madres  “tan ejemplares”.

Tras escuchar esta anécdota, increíblemente cierta, me planteé la cuestión de cómo puede existir gente así de intolerante y con esos principios tan rudimentarios en pleno siglo XXI, la supuesta época de la innovación, el crecimiento y el progreso. Me preocupó también la forma de pensar de esas madres, y más aún los valores que les estaban transmitiendo a sus hijas.

En conclusión, el cursillo de monitor es una alternativa ideal para los jóvenes, ya que  nos enseña a instruir a los más pequeños, a las nuevas generaciones. Por lo tanto, ¿por qué no educarles con principios como la solidaridad, el compañerismo y el saber estar? Seguro que así nos aseguraremos de que las nuevas generaciones no retrocedan en el tiempo en términos de igualdad y respeto, algo que parece que está ocurriendo hoy en día en nuestro planeta.

Únete a nuestro Telegram

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.